¡Escándalo en la RIS! Mundaca calla, pero los documentos siguen hablando

Esta investigación se desarrolló en el marco de la colaboración entre Otra Prensa y Poder Comunicaciones, a través de sus áreas de periodismo de investigación sobre el destino del dinero público en tiempos de pandemia. Esta serie investigativa tiene 6 partes, de las cuales empezamos haciendo la entrega de dos de ellas.

Edwar Mundaca Vidarte, responsable de la Red Integrada de Salud que este año manejó un presupuesto de más de 73 millones de soles. Junto a él, el cuestionado comunicador, José Luis Gonzáles Maiqui, haciendo gala de una de sus habilidades por las que fue contratado.

La Red Integrada de Salud (RIS), maneja solo para este año más de 73 millones de soles; Edward Mundaca, es el responsable de manejar controvertidamente y con estilo de “burócrata decimonónico” al gigante estatal de la Salud cajamarquina, responsable de “controlar” la pandemia en Cajamarca. Mundaca es cuestionado por la mayoría de sus subalternos por sus “formas de trato” y decisiones discutidas; sin embargo, uno de sus pocos hombres de confianza “incondicional” es el polémico comunicador José Luis Gonzáles Maiqui, quien fue contratado como locador de servicios, pero que según las denuncias y evidencias pudo haber terminado manejando plata pública, bypasseando al responsable de comunicaciones de la entidad, con la venia de Mundaca, y que le ha representado una pequeña bonanza económica durante los meses más duros de la pandemia: el affaire descubierto deja en el camino, negación de información, falsedades y posibles usurpación de funciones y hasta peculado.

Aparecen nuevos documentos denominados curiosamente “Cargo de entrega” que confirman pagos a varios periodistas y medios locales por parte de la Red Integrada de Salud (RIS), firmados por el locador de servicios de esa institución, José Luis Gonzáles Maiqui, y negado varias veces por el cuestionado comunicador y hasta por el propio jefe de la institución Edward Mundaca. A esta altura de las revelaciones, ya no quedan dudas sobre los manejos irregulares de los recursos públicos en esa institución encargada de velar por la salud de los cajamarquinos.

“DIRECTOR DE COMUNICACIONES” EN LA SOMBRA

Una de las cosas que Edward Mundaca afirmó no solo ante el pleno del Consejo Regional de Cajamarca, sino en reiteradas oportunidades ante el requerimiento timorato de algunos hombres de prensa, es que: “no hay malos manejos de los recursos públicos en mi institución”, y que “el Sr. José Luis Gonzáles Maiqui no era el Director de Comunicación de la RIS. Para ello presentó una especie de organigrama donde un asesor de Imagen Institucional, que nadie conoce, estaba en la parte más alta del aparato de Comunicaciones de la RIS. El organigrama funcional del área en referencia más bien parecía un ardid armado a último momento para sorprender al Pleno del Consejo Regional de Cajamarca.

Más allá de este detalle que tampoco parece menor, el hecho concreto es que desde antes de la renuncia formal de Carlos Díaz al encargo de “Responsable de Comunicaciones” de la RIS, el locador de servicios José Luis Gonzáles Maiqui, se desempeñaba como tal y en la sombra, con conocimiento de Edward Mundaca. Las pruebas de ello siguen saliendo a despecho de la negación de los involucrados en este escandaloso caso.

El “Cargo de entrega” al Sr. Santiago F., deja constancia que se le entregó S/650.00, por concepto de “activación” por el Día del Trabajo en la Red de Salud de Cajamarca. Santiago F., aunque no figura su firma, se presentaba como representante de radio Líder.

Otro documento, con el mismo título “Cargo de entrega”, deja constancia que se le entregó S/.1, 200.00 al Sr. De iniciales E.A.P.I. El concepto es por 24 horas de perifoneo para campañas de vacunación, información de comunicados y más “del mes de mayo y junio” de 2021.

De igual manera, se le entrega un monto de S/. 800.00 a la Sra. de iniciales J.C (“meses de mayo y junio”), por concepto de 2 meses de publicidad en radio Continente, según el particular documento, aunque extrañamente lo firma otra persona con las iniciales C.M, como representante de radio Líder, acreditando para ello su número de DNI.

También se le entrega S/. 400.00 al Sr, C.Ch.S por concepto de “Transmisión de Publicidad por Campañas de Vacunación, información de comunicación y más”.

En todos estos “Cargos de Entrega”, y en los presentados anteriormente, firma como “Director de Comunicaciones”, el contratado por la RIS como locador de servicios, José Luis Gonzáles Maiqui, acusado por sus propios compañeros de usurpar funciones.

“Él (José Luis Gonzáles Maiqui) pagaba y firmaba los “Cargos de entrega”, por conceptos de publicidad”, asegura nuestra fuente y agrega que todos pertenecen al 2021. “No obra ningún tipo de procedimiento regular, tal como una orden de servicio”, precisa.

Carta de renuncia de Carlos Díaz Silva a ser responsable de la Oficina de Comunicaciones de la Red Integrada de Salud (RIS). El primer párrafo de la misma es revelador.

Recordemos que Carlos Díaz, ex responsable de Comunicaciones de la RIS, afirma en una entrevista que le realizamos, que fue constantemente presionado para firmar conformidades con las cuales él no estuvo de acuerdo: ¿Quién lo presionaba? Díaz indica que quien lo presionaba era José Luis Gonzáles Maiqui, pero considera que lo hacía respaldado por Mundaca.

Pero hay más: en un audio autorizado para ser difundido públicamente por quienes participan del mismo, los periodistas Marco Ciriaco y Martín Peregrino, difundido en el programa “El Canillita”, de radio y televisión Turbo Mix (20/10/2021), Ciriaco afirma que “el año pasado dimos un servicio de publicitario a la Red Integrada de Salud (RIS), por un mes, quien nos hacia el seguimiento era José Luis (Gonzáles Maiqui), y cuando yo me fui a cobrar el billete, es él quien pagaba en efectivo. Hace firmar un recibo, y en ese recibo aparece su nombre del Maiqui (José Luis Gonzáles Maiqui) como responsable”.

La pregunta que volvemos a plantear es si, ¿un locador de servicios que contrata con el Estado, puede manejar fondos y recursos públicos?

Cuatro abogados consultados por nuestro medio, precisan que eso no puede darse bajo ningún caso, y que la Fiscalía Anticorrupción debería de intervenir de inmediato, ya que, si José Luis Gonzáles manejó ese dinero, tuvo que tener el padrinazgo de algún superior de la propia institución. Mundaca, ha preferido ocultar la cabeza como el avestruz. Él calla, pero los documentos comienzan hablar con más claridad.

Estamos frente a un caso delicado que podría incluir tres delitos: usurpación de funciones, peculado, además de falsedad ideológica.

La Fiscalía Anticorrupción tiene la palabra.



Portal web cajamarquino de investigación, libre, profesional, ético y respetuoso de las libertades y derechos humanos. Transparencia y apertura total a la información.